Kringle Estonia

No solo es que parezca que llevamos siglos sin publicar sino que es cierto… ¡casi tres meses sin actividad bloguera en PiC! El verano ha sido un poco ajetreado pero aquí estamos de vuelta cargaditos con nuevas recetas para chuparse los dedos. Hoy os traigo una receta que podría considerarse el roscón de Reyes nórdico y que algunos dicen que su forma recuerda a los pretzels y la masa es tipo brioche. En fin, una maravilla dulce que hemos sacado de una revista de Thermomix pero que la hemos hecho sin ella para demostrar que cualquier receta es adaptable.

  Lee el resto de esta receta →

¿Qué necesitamos?

Para la masa:
  • 30 g de azúcar
  • La piel de 1/2 limón (sólo la parte amarilla)
  • 120 g de leche
  • 30 g de mantequilla
  • 15 g de levadura prensada fresca
  • 1 yema de huevo
  • 300 g de harina de fuerza
  • 1 pizca de sal
Para el relleno:
  • 50 g de mantequilla (a temperatura ambiente)
  • 60 g de azúcar
  • 2 cucharadas de canela
  • 50 g de nueces picadas
Para el glaseado:
  • 20 g de clara de huevo
  • 50 g de azúcar glas

 

 ¿Cómo lo hacemos?

  1. Si tenemos un molinillo eléctrico de café o una picadora, ponemos el azúcar con la piel de limón y trituramos bien hasta que el limón se integre en el azúcar y quede una especie de pasta. Si no lo tenemos podemos rallar la piel del limón y mezclarla con el azúcar.
  2. Calentamos un poco la leche en el microondas y la añadimos al bol donde tenemos el azúcar con la piel de limón.
  3. Añadimos la mantequilla y la levadura y removemos hasta que se integre bien.
  4. Agregamos la yema de huevo y volvemos a mezclar bien.
  5. Por último, incorporamos la harina y la sal. Removemos con la cuchara o tenedor y luego pasamos la masa a una superficie enharinada y amasamos con las manos.
  6. Formamos una bola con la masa y la dejamos reposar en el bol tapado con film transparente haste que duplique su volumen.
  7. Mientras tanto, vamos preparando el relleno. Para ello, mezclamos la mantequilla a temperatura ambiente con el azúcar y la canela.
  8. Precalentamos el horno a 180º.
  9. Cuando la masa ya haya duplicado su volumen, la ponemos sobre una superficie enharinada y la extendemos con un rodillo hasta obtener un rectángulo de 40 x 50 cm aprox.
  10. Untamos la crema de relleno sobre ella y distribuimos las nueces por encima.
  11. Enrollamos la masa (empezando por la parte más ancha).
  12. Cuando tengamos una especie de brazo de gitano delgado cortamos el rollo por la mitad (de forma transversal) y dejando uno de los extremos unidos. Al cortarlo, tendremos que ver las capas de masa y relleno que se alternan.
  13. Cruzamos cada parte de la masa para hacer una especie de trenza (siempre con la parte de las capas visibles hacia arriba.
  14. Cuando esté todo ‘trenzado’ formamos una rosca y la colocamos en una bandeja de horno con papel de hornear.
  15. Horneamos durante 20 minutos aproximadamente.
  16. Mientras se hornea, preparamos el glaseado. Para ello, batimos un poco las claras con un tenedor y las mezclamos con el azúcar glas.
  17. Cuando saquemos el kringle del horno lo pintaremos con este glaseado.

Consejos:

– La piel del limón es opcional. Podéis omitirla o cambiarla por piel de naranja, seguro que también está riquísimo.

– Si el glaseado lo queréis más blanco y consistente podéis batir las claras con el azúcar con una batidora de varillas eléctrica. Así es como lo preparamos nosotros y por eso el glaseado se ve en la foto. Si lo batimos simplemente con un tenedor le dará cierto brillo al kringle pero no será de color blanco y tan espeso.

– Partiendo de esta base podéis rellenar la masa con otros frutos secos o incluso mermelada.

[English version] ESTONIAN KRINGLE
 
Ingredients:
For the dough:
  • 30 g sugar
  • 1/2 lemon peel (only the yellow part)
  • 120 g milk
  • 30 g butter
  • 15 g fresh yeast
  • 1 egg yolk
  • 300 g strength
  • 1 pinch of salt
For the filling:
  • 50 g de butter (room temperature)
  • 60 g de sugar
  • 2 tbsp cinnamon
  • 50 g chopped walnuts
For the icing:
  • 20 g egg white
  • 50 g confectioners’ sugar
 
  1. If you have a coffee grinder or food processor, place the sugar and the lemon peel on it and grind it until getting a sort of paste. If you don’t have a grinder, just mix sugar with grated lemon peel.
  2. Heat the milk in the microwave and pour over the sugar.
  3. Add the butter and yeast and stir well.
  4. Add egg yolk and stir well again.
  5. Then, add flour and salt. Mix with a spoon and fork and then knead the dough on a floury surface.
  6. Make a dough ball and leave to rise into the bowl covered with cling film (until the dough has doubled in volume).
  7. In the meanwhile, prepare the filling. Mix butter (room temperature) with sugar and cinnamon.
  8. Preheat oven at 180º.
  9. When the dough has doubled in volume, place on a floury surface and roll it out with a rolling pin until getting a rectangle (40 x 50 cm aprox.)
  10. Spread the filling and sprinkle with chopped walnuts.
  11. Roll up the dough (starting by the wider side).
  12. Cut the log in half length-wise leaving one edge uncut.
  13. Start  braiding the two pieces, trying to keep the open layers exposed so the cut ends remain on top.
  14. Pinch the ends together and form a wreath.
  15. Bake for 20 minutes.
  16. Prepare the icing. Whisk white eggs with a fork and add confectioners’ sugar. Mix well.
  17. Out of the oven, brush the kringle with the sugar icing.
 
Tips:
 
– Lemon peel is optional. You can leave it out or use orange peel. For sure, it will be delicious too.
 
– If you want a thicker and whiter sugar icing you can use an electric mixer with whisk attachment. The result will be more similar to our kringle shown in the picture. If you whisk only with fork you will have a lighter and clearer icing.
 

– You can change the filling and use any nuts or jam you like.

Share

Un comentario Agrega el tuyo

  1. zordor dice:

    Vaya pintaca! Si tuviera horno… jeje

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *